Una nueva vida

778

Marina Carbonero pasó por un momento muy delicado en su vida. Y ello le hizo replantearse toda su vida. Como terapia, empezó a escribir y así nació “Llegó a mí como un colibrí”.

“Lo que quise fue soltar lastre. El miedo, el dolor, la rabia a lo largo de 60 años, salieron a la luz y eso me hizo enfermar”.

Carbonero, que presentó su libro en Foro Abierto (Fundación Caja Rural de Asturias y Librería Cervantes) afirmó que “he aprendido a vivir, ya que antes no vivía porque me preocupaba más que me ocupaba”.

Acompañó a la autora, la psicóloga Elena Arnáiz, que contó que conoció a Carbonero a través de las redes. “Marina me transmitía una luz, una alegría y una generosidad que me cautivaron porque a mí me gustan las personas que derrochan luz”.

Marina Carbonero reconoció que “sin ayuda no se sale, pero a las familias no se lo ponemos nada fácil. Se trata de aprender a flotar otra vez”.

Al acto acudió un buen número de personas que plantó algunas cuestiones a la autora. “Todos buscamos amor”, dijo ella, “y a mí me ayudó mucho el perdonarme para poder perdonar a los demás”.